La exposición solar y la piel


Tanto la radiación UV como IR dañan la piel. El espectro solar está compuesto de radiación de varias longitudes de onda que tienen efectos específicos, así como de interferencia en la piel:

  • La radiación UVB es la principal responsable por las quemaduras solares y el daño del ADN puede producir mutación.
  • La radiación UVA genera reacciones oxidativas que afectan el ADN, las proteínas y los lípidos y también son inmunosupresores.
  • Recientemente, la luz visible e IR han estado asociados con el daño oxidativo y también se ha vinculado la IR a los efectos de calor adversos en la piel.
  • Se han identificado nuevos mecanismos moleculares que vinculan los factores solares y ambientales al envejecimiento de la piel.
sol

Músculo Creativo | ©